Los terminales BlackBerry han ido perdiendo seguidores en los últimos tiempos